viernes, 25 de marzo de 2011

Peregrinación a Tierra Santa: la Anunciación



Estamos en el lugar escogido por Dios para la encarnación del Verbo, como se puede leer en la inscripción del altar.
Los artistas a lo largo de los siglos nos han hecho formar una idea diferente, con palacios, jardines, ropas sofisticadas...La realidad es que María vivía en una casa-cueva, como se puede observar en la foto, tomada por PURI BLANCO.
La cúpula de la Iglesia de la Anunciación, tiene forma de faro, que nos orienta en la noche, según se ve en esta foto de PURI BLANCO.

MISTERIOS GOZOSOS

Es apenas una niña,
recogida en oración,
y ya con amor la mira
desde el cielo el mismo Dios.

Como nació sin pecado,
tiene el alma inmaculada,
el corazón entregado
y sincera la mirada.

Dios Padre le ha remitido
a la tierra un mensajero,
para pedir su permiso
para un milagro del cielo:
si da su consentimiento,
se encarnará en sus entrañas
el Mesías que hace tiempo
los Profetas anunciaran.

El sí que le da María
el prodigio ha completado
y la Virgen queda encinta
por el Espíritu Santo.

Al pasar los nueve meses
han de viajar a Belén,
en un asno que la lleve,
del que tira San José.

Aunque es Dios que se hace hombre,
en ningún sitio hay cobijo;
como nadie les responde,
¿dónde dará a luz al hijo?
Los dos prosiguen serenos
su camino hasta un portal:
Jesús celebra naciendo
la primera Navidad.

José García Velázquez

Segovia, 19 de noviembre de 2008

1 comentario:

  1. 25 de Marzo del año 2012.Un año mas conmemoramos y celebramos "La Anunciación de Maria".
    Hoy como día Internacional de la Vida, nos hemos reunido en la Plaza de Juan Bravo (Segovia), para decir "Si a la vida".
    Para declarar el Día de la Vida se celebra no sólo el derecho a nacer de los concebidos sino el respeto a la vida y la dignidad de todo ser humano desde la concepción hasta la muerte natural.
    “El ángel le dijo: No temas, María, porque has hallado gracia delante de Dios, vas a concebir en el seno y vas a dar a luz un hijo, a quien pondrás por nombre Jesús. El será grande y será llamado Hijo del Altísimo (...).
    Dijo María: He aquí la esclava del Señor; hágase en mí según tú palabra.” (Lucas 1, 30-32, 38)
    Gracias Pepe, por esta poesía que ensalza la dignidad de la Mujer por ser madre .

    ResponderEliminar