jueves, 8 de julio de 2010

Recordando a San Agustín


San Agustín es un afuente inagotable de inspiración. En este caso, el poema me lo inspiró su libro de las 2 ciudades. El dibujo representa el claustro de San Antonio el Real de Segovia y su autor es MODESTO HERRERA.

DOS CIUDADES (“Dos amores han dado origen a dos ciudades: el amor de sí mismo hasta el desprecio de Dios, la terrena; y el amor de Dios hasta el desprecio de sí, la celestial”. San Agustín “La ciudad de Dios”)


Nada nuevo bajo el sol:
desde que este mundo es mundo,
la alegría, el dolor
andan por él dando tumbos
sin que acierte la razón
a conocer en qué rumbo
tendrá viaje mejor,
le espera mejor futuro.

Nada nuevo bajo el sol:
el hombre llega al absurdo
cuando prescinde de Dios
y sigue el camino oscuro
que lleva a la perdición…
o, buscando en lo profundo,
se encuentra con el Amor
que siempre con él estuvo
dentro de su corazón.

Nada nuevo bajo el sol:
siempre dos ciudades hubo
y siempre la tentación
buscó el momento oportuno
para llevar al error
a los hombres cuando pudo;
QUIEN POR DIOS SE DECIDIÓ
SIGUE EL CAMINO SEGURO.

José García Velázquez.
Segovia, 28 de agosto de 2008 (San Agustín)

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada